¿Y Matamoros Sr. Gobernador García Cabeza de Vaca?

H. Matamoros, Tam. (21 de octubre del 2020) Cuando alguien me pregunta que de dónde soy, le respondo: Nací en Guadalajara, Jalisco, pero soy orgullosamente tamaulipeco por adopción, porque junto a mi familia llegue a Matamoros siendo un infante de tres años.

En Matamoros, en esta noble tierra crecí y me formé. Esta ciudad me abrió sus brazos y me ofreció muchas oportunidades para crecer y desarrollarme, donde formé mi familia y con el paso de los años he cultivado muchas amistades.

En Tamaulipas, Matamoros es una de las cuatro regiones más importantes que tiene el Estado, junto con Nuevo Laredo, Reynosa y la zona sur de Tampico y con su riqueza y el trabajo de sus hombres y mujeres contribuyen a la grandeza de Tamaulipas.

Matamoros cuenta con los distritos de riego agrícola más importantes de la zona norte de México, lo que permitió durante décadas crear un emporio agrícola, que comenzó con la siembre del algodón, también conocido como el oro blanco y ahora es un importante granero de Tamaulipas por sus cultivos de sorgo y maíz.

Matamoros fue cuna del florecimiento de la industria maquiladora, que hoy en Tamaulipas es una de las fuentes más importantes en la generación de empleos, porque desde aquí se extendió luego a Reynosa, Nuevo Laredo, Valle Hermoso, San Fernando y Ciudad Victoria.

Matamoros cuenta con cuatro puentes internacionales que nos comunican con Estados Unidos y de los cuales dos son aprovechados para el comercio exterior: El Ignacio Zaragoza y Los Indios.

Matamoros cuanta además con un nuevo puente ferroviario, luego de que en anterior cumplió más de 100 años de servicio, soporte en el intercambio de mercancías de importación y exportación entre México y Estados Unidos.

Matamoros fue también cuna del florecimiento del comercio fronterizo, con la apertura comercial que permitió la llegada de inversiones de grandes centros comerciales, gracias a una lucha que emprendieron hombres visionarios como don Carlos Almanza Hernández, Elías Pérez y Yadala Charur.

Matamoros cuenta con una playa muy bonita, que, a pesar de no contar con una adecuada infraestructura, constituye un importante atractivo turístico.

Matamoros cuenta también con un puerto industrial que está en proceso construcción, bajo el liderazgo del gobernador, García Cabeza de Vaca y que puede convertirse en un polo de desarrollo para la industria petrolera, por los ricos yacimientos que hay frente a sus costas en el Golfo de México.

Y lo más importante, Matamoros cuenta con hombres y mujeres que no se arredran ante los desafíos y que con su lucha y liderazgo han contribuido a su grandeza, a pesar de que muchas veces han sido ignorados por la Federación y el Gobierno del Estado.

Quise hacer referencia a la grandeza de Matamoros y su potencial que tiene, luego que el martes pasado en Reynosa, el gobernador, Francisco García Cabeza de Vaca, inauguró un moderno complejo de seguridad pública, con el que deja testimonio de cumplir su compromiso de luchar por la seguridad y la paz de los tamaulipecos.

En dicha ceremonia asistieron invitados especiales de agencias de seguridad de los Estados Unidos y autoridades norteamericanas, que reconocieron el esfuerzo del gobernador, García Cabeza de Vaca, en su lucha por combatir la inseguridad en Tamaulipas.

La Cónsul General de los Estados Unidos en Matamoros, Yolanda Parra, a nombre de su Gobierno, hizo un reconocimiento por la inversión sin precedentes que el Gobierno de Tamaulipas ha realizado en materia de seguridad pública.

*En nombre del Gobierno de los Estados Unidos, quiero felicitarlo como Gobernador y a su equipo de trabajo, por este gran complejo tan moderno y por la inversión que el Estado de Tamaulipas ha hecho. Este es un indicio a primera vista de su compromiso en materia de seguridad”, dijo.

El Congresista Henry Cuellar, reconoció “la visión del Gobierno de Tamaulipas de fortalecer la infraestructura de Seguridad Pública, la operación de los elementos y el mejoramiento de sus condiciones laborales, a la que calificó como modelo a seguir a nivel nacional”.

Sin duda un reconocimiento internacional bien ganado por el gobernador, Francisco García Cabeza de Vaca, porque gracia su trabajo los índices de inseguridad en Tamaulipas han descendido notablemente, y como el mismo lo dijo, no ha sido producto de la casualidad sino de políticas públicas para combatir a la delincuencia.

En dicha ceremonia se resaltó que en Tamaulipas se construye cuatro complejos de seguridad pública: El de Reynosa, que ayer se entregó, otros en Nuevo Laredo, Altamira y Ciudad Victoria, en los que se invierten 963.4 millones de pesos.

Esto me lleva a preguntar: ¿Señor Gobernador Francisco García Cabeza de Vaca y Matamoros? ¿Acaso Matamoros ya no forma parte de Tamaulipas?

Debo de reconocer que esta no es la primera que me pregunto: ¿Matamoros es parte de Tamaulipas?

Esa pregunta me asaltó hace ya muchos años, cuando vimos la profunda marginación que ha sufrido nuestra ciudad de la Universidad Autónoma de Tamaulipas. Mientras que en Ciudad Victoria y en Tampico cuenta con centros universitarios de lujo, en Matamos hay dos facultades.

Por ese motivo sigo insistiendo, la UAT tiene una deuda pendiente con Matamoros. El vació que dejó en Matamoros provocó que florecieran instituciones educativas privadas, que no son malas y bienvenidas, pero que haya también más oportunidades de estudios a los que puedan acceder familias de escasos recursos.

Cuando llego a la gubernatura de Tamaulipas el primer matamorenses, Manuel Cavazos Lerma, muchos creyeron que el futuro de Matamoros cambiaría, pero que decepción, el hombre se perdió en proyectos fantasiosos como el construir un canal intracostero. No dejó un legado digno de recordar en nuestra ciudad.

Después tuvimos la suerte de que llegara otro matamorense, Tomás Yarrington Ruvalcaba, que sin duda hizo más obras que el primero. Y cuidando las formas, hizo proyecciones de obras en todo el Estado, para que no lo fueran a criticar que tenía preferencia por su tierra natal Matamoros.

Los dos gobernadores le quedaron a deber a Matamoros un centro de convenciones, que desde entonces se lo pidieron.

Después llegó como gobernador, Eugenio Hernández, quien dijo a los matamorenses: “Si a Ciudad Victoria le fue bien con un gobernador de Matamoros a ustedes les irá mejor con un gobernador de Ciudad Victoria”.

Nos fue bien, pero de palabra, porque tampoco hay un legado que se puede presumir de Eugenio Hernández.

Ayer martes en la tarde la Secretaria de Turismo del Gobierno del Estado, anunció la apertura desde hoy miércoles de la playa Miramar en la zona conurbada de Madero-Tampico.

Se apertura será de lunes a domingo y podrán entrar hasta 10 mil personas.

Ante esa noticia me volvía a preguntar: ¿Matamoros es parte de Tamaulipas?

¿Por qué en la playa Miramar pueden abrir de lunes a domingo y en la playa de Matamoros de viernes a domingo?

¿Por qué la playa Miramar puede recibir hasta 10 mil personas y en Matamoros solamente 2 mil 465 personas?

¿Por qué la diferencia en el trato entre la playa de Miramar y la de Matamoros?

Será, insisto, que Matamoros no forma parte de Tamaulipas.

En materia de Seguridad y turismo, nadie puede dudar que el Gobernador, García Cabeza de Vaca, está trabajando acertadamente, con avances muy significativos. Solamente una pregunta: ¿Señor Gobernador y Matamoros cuándo?

Print Friendly, PDF & Email
¡Comparte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *